Review Corsair K55 RGB

Corsair-K55-RGB

Hoy os traemos un teclado de membrana de la marca Corsair, un teclado con un precio ajustado que está preparado tanto para jugar como para escribir durante horas, en esta Review Corsair K55 RGB descubrirás todas sus cualidades.

CORSAIR K55 RGB TABLA

 

PRESENTACIÓN Y EMBALAJE

Empezaremos visualizando la caja de presentación, la calidad alta del cartón es la esperada, con su diseño negro y trazos amarillos que caracteriza a la marca, donde podemos ver el logo Corsair y una fotografía del teclado iluminado y abajo en un lateral el modelo del teclado.
En el lateral de la caja podemos observar como efectivamente es el modelo español con la tecla Ñ.

83f81b2a-a56c-49b8-95ae-15f85ca2c647

Una vez abrimos la caja, podemos observar como el teclado viene protegido con una bolsa y el cable guardado en la parte superior de la caja con su departamento dedicado y ordenado.

Cuando sacamos el teclado podemos observar como en la base de la caja viene el logotipo Corsair y una bolsa con la guía de usuario y la tarjeta de garantía.

PRIMER VISTAZO

Nada mas coger el teclado con las manos podemos observar que precisamente pequeño no es, pero tampoco enorme, pues tiene unas dimensiones de 480.2 x 166.3 x 34.6 mm (largo, ancho, alto), con un peso de 822 gramos.

Algo que queremos destacar son las 6 teclas macro en el lado izquierdo del teclado, y que podemos crear mediante el botón MR, si nos vamos a la parte superior del teclado podemos encontrarnos 3 botones, el botón con un sol dibujado nos permite configurar los 4 niveles de intensidad lumínica, además de apagar toda la iluminación del teclado, el botón con un candado nos permite bloquear la tecla Windows, y un poco mas a la derecha encontraremos un total de 7 teclas multimedia.

Cuando le damos la vuelta al teclado podemos observar que dispone de 2 solapas alzadoras para facilitar las tareas de escritura, y unos remates de goma para dejar bien sujeto el teclado sobre la mesa, y la conexión al PC se compone de un conector USB con cable engomado de 1.8 metros y en el extremo del cable podemos ver el detalle del logo Corsair.

PRUEBAS

Una vez conectamos el teclado podemos observar como la totalidad del teclado está iluminado con un modo pre configurado, esta iluminación pasa por las 3 zonas del teclado.

podemos ver como la iluminación no es exagerada, algo que agradecemos para nuestra vista, aunque haya gente que le guste una mayor luminosidad de los LED.

El teclado no viene con software predeterminado para configurar la iluminación, pero se puede descargar el software Corsair iCUE para teles tareas, como por ejemplo nivel de luminosidad, configuración de los macros y habilitar o deshabilitar ciertas teclas.

Hablando de las teclas podemos decir que realmente nos han sorprendido, pues después de estar unas horas jugando a Diablo III, un juego que hace uso de varias teclas, estas se han comportado muy bien no hemos notado ningún tipo de fatiga en las manos.

En cuanto a escribir, hemos de decir que con el reposamuñecas hemos notado una ligera fatiga, pero es debido a que no nos hemos acostumbrado aún al teclado, una vez nos acostumbremos estamos seguro que esa fatiga desaparecerá.

Hemos podido comprobar que la tecnología antighosting en este modelo promete hasta 8 pulsaciones de forma simultánea.

 

CONCLUSIONES FINALES

Debemos decir que es muy buen teclado para quienes no puedan o no estén dispuestos a desembolsar una gran cantidad de dinero en un teclado mecánico, a pesar de ser un teclado de membrana nos ha sorprendido gratamente, pues tanto para trabajar como para jugar, ha sabido reaccionar muy bien.

La parte de la iluminación se agradece cuando estamos a oscuras, con luz también luce muy bien el teclado, la única pega que le encontramos es que la serigrafía de las letras y números podría haber sido algo más intensa.

Y hablando del precio, podemos encontrar el Corsair K55 RGB a un precio de 59,90€, salvo ofertas puntuales en algunas tiendas, además dispone de una garantía de 2 años.